fbpx

¿Cuándo debo aplicar la crema hidratante facial? ¿Es mejor hacerlo durante el dia? ¿Por la noche? Las dudas nos asaltan a muchos cuando hablamos de seguir una rutina facial diaria. Si tu también eres uno de nosotros y no sabes exactamente si aplicar primero el sérum y después el tónico, quédate. En este artículo te explicamos en detalle cómo seguir una rutina de cuidado facial fácil. Además, recuerda que en nuestro centro podrás formarte con nuestra Maestría en Dermatología. Aprende a cuidar de tu piel como un profesional.

¿Qué necesitas para seguir una rutina facial diaria?

Son muchas las personas que creen que para mantener una rutina facial diaria necesitan invertir una gran cantidad de dinero en cosméticos. Y aunque es cierto que necesitarás algunos productos de manera imprescindible, también es cierto que estos cosméticos suelen durar meses y que, además, puedes sustituirlos por productos naturales, de diferentes gamas y precios.

Si estás buscando información sobre lo más básico para mantener una rutina de cuidado facial, deberás tomar nota. Lo mínimo será la limpieza de la piel, la hidratación de la cara y la protección solar. A todo ello le podrías sumar, eso sí, el tónico o la exfoliación. Veamos a continuación los pasos que debemos seguir en nuestra rutina facial diaria.

Rutina facial diaria paso a paso

A continuación te contamos paso a paso cómo seguir una rutina de cuidado facial. Consigue ahora la piel perfecta que todas y todos queremos.

1-. Limpieza

Es de vital importancia antes de aplicar ningún producto cosmético. Si usas maquillaje, el primer paso que deberás dar es el de eliminar cualquier rastro de él. Tras usar las toallitas, el bálsamo, la leche desmaquillante o el agua micelar, puedes aplicar un gel limpiador (o aceite) que le proporcione a tu piel una limpieza más profunda.

2-. Exfoliante

Ten mucho cuidado, este paso no se aplica cada día. Con hacerlo de dos a tres días a la semana es más que suficiente. Aplica el exfoliante tras la limpieza profunda de tu piel.

3-. Tónico facial

El tónico debe ser aplicado con la piel limpia y seca. Es un producto que ayudará a tu piel a recuperar el pH y puede ser sustituido por las esencias.

4-. Sérum

El gran olvidado de la rutina facial diaria es el sérum. Solemos obviarlo por desconocimiento o por “pereza”. Sin embargo, este producto nos proporciona sus principios activos que penetran fácilmente en nuestra piel por su textura y propiedades.

5-. Contorno

Llega el turno del contorno de ojos y de labios. Estos productos, más ligeros en su textura que las cremas se extienden bien por estas zonas.

6-. Crema facial

El punto central de la rutina facial diaria es la crema, ya sea hidratante o de tratamiento específico. Pueden ser por ejemplo productos anti-edad, o de tratamientos para patologías como la rosácea o el acné. Si no necesitas ningún tratamiento en concreto, elige una crema hidratante que le dé a tu piel la protección necesaria contra la sequedad, el frío o el calor. Además, aplicar la crema sobre el resto de productos de tu rutina, “sellará” su efecto.

7-. Crema solar

Si estás aplicando tu rutina de cuidado facial durante el día, es imprescindible que antes de volver a maquillarla o de salir a la calle, le apliques un protector solar. Puedes elegir también un maquillaje que ya incorpore factor protector. Si vas a aplicar la rutina por la noche, aplica el protector solar antes de salir de casa.